La infantilizacion de la pobreza crece. Córdoba entre las 3 peores provincias
Conocer el nivel y la evolución los indicadores de pobreza e indigencia de nuestro país, es una de las principales herramientas para poder evaluar el desempeño general de la política económica y social. Es por eso que el observatorio de Pobreza del CIPPES realizó el presente informe analizando los datos correspondientes al primer semestre del 2018.

Conocer el nivel y la evolución los indicadores de pobreza e indigencia de nuestro país, es una de las principales herramientas para poder evaluar el desempeño general de la política económica y social.  Es por eso que el observatorio de Pobreza del CIPPES realizó el presente informe analizando los datos correspondientes al primer semestre del 2018.

El informe del CIPPES presenta las estimaciones de pobreza e indigencia en niños y adolescentes de 0 a 17 años y para la población en general para el primer semestre de 2018, en base a la EPH (Encuesta Permanente de Hogares) del primer y segundo trimestre. Es necesario aclarar que durante el tercer trimestre distintos indicadores macroeconómicos clave, que repercuten en el nivel de ingresos de los hogares, empeoraron significativamente (inflación y nivel de actividad fundamentalmente) por lo cual, los niveles de pobreza e indigencia expuestos en este informe, seguramente han sido superados en la actualidad.

La valoración de la pobreza e indigencia se basa en el enfoque del ingreso (o método indirecto) consistente en calcular el ingreso mínimo (línea de pobreza o indigencia) que identifica a aquellos hogares donde el nivel de ingresos no permite satisfacer las necesidades básicas de consumo (Canasta Básica Total o Canasta Básica Alimentaria respectivamente) que una familia necesita en  un mes.
 
Los datos más relevantes del informe

Las estimaciones de la tasa de pobreza, en base a los datos referidos a Ingresos y Canasta Básica Alimentaria y Total de los hogares por regiones publicada por INDEC, indican que al primer semestre de 2018 el 41,69%, es decir, 4 de cada 10 niños y adolescentes de hasta 17 años vive en condiciones de pobreza en Argentina, lo que representa 5,45 millones de personas en ese grupo de edad. Además, el 7,86% de niños y adolescentes viven en la indigencia al primer semestre de 2018, que representa a 1,03 millones de personas en ese rango de edad. Estos datos implican que, de los  mas de 12 millones de niños y adolescentes existentes en Argentina, casi 5,5 millones viven en condición de pobreza (Cuadros N°1 y N°2).
 
Para la población en general los datos indican que el 27,68% de los habitantes (sin límites de edad) vive bajo condiciones de pobreza al primer semestre de 2018. Mientras que la tasa de pobreza del 41,69% en niños y adolescentes es mucho mayor que la tasa de pobreza de la población en general. Lo anterior señala que la pobreza argentina adquirió, como su principal imagen, el rostro de sus niños. Lo que se conoce como INFANTILIZACION DE LA POBREZA.

La incidencia de la pobreza e indigencia en niños y adolescentes en la Provincia de Córdoba y las restantes provincias argentinas
 
En la Provincia de Córdoba la tasa de pobreza en la población de 0 a 17 años alcanza el 47,42%, porcentaje que representa a casi 485 mil niños y adolescentes (Cuadro N°3). La cifra es 5,7 puntos porcentuales superior al dato nacional y ubica a la Provincia tercera entre las provincias con mayor nivel de pobreza después de Santiago del Estero, donde la pobreza en niños y adolescentes alcanzó el 60,96%, y Corrientes, donde alcanzó el 48,86%  (Cuadro N°4). 

En cuanto a la indigencia, el porcentaje de niños y adolescentes en situación de indigencia en la Provincia de Córdoba alcanza el 10,13% del total de población de 0 a 17 años (representa a más de 103 mil niños y adolescentes) (Cuadro N°5). Es este caso la Provincia de Córdoba se ubica nuevamente tercera entre las provincias con mayores indicadores de indigencia, después de Entre Ríos (donde el indicar alcanzó el 12,36%) y Chaco (11,27%) (Cuadro N°6). 
 
Por otra parte, la provincia que exhibe menor tasa de pobreza e indigencia entre la población menor a 17 años es Tierra del Fuego, donde la pobreza alcanzó el 13,23% y la indigencia el 2,35%, los valores más bajos del país. 



 
Si se consideran los datos de pobreza e indigencia para la población en general (no acotada al rango de 0 a 17 años), estos indicadores caen al 29,47% de pobreza y 5,64% de indigencia en la Provincia de Córdoba.
 
Al comparar la situación de la Provincia de Córdoba respecto al resto de las provincias, los indicadores de pobreza e indigencia provinciales se mantienen por encima del nivel nacional, aunque mejora levemente su posición relativa a otras provincias, ubicándose quinta en ambos indicadores (pobreza e indigencia) (Cuadros 7 y 8).


 
Tierra del Fuego se mantiene como la provincia con menor pobreza (10,78%), pero la tasa de indigencia (1,96%) es la tercera más baja, después de Río Negro (1,64%) y Formosa (1,24%).
 
La incidencia de la pobreza en las regiones del país

En la región Pampeana la tasa de pobreza, tomando como grupo de referencia a la población de todas las edades, fue del 27,75%, representando a 8,2 millones de personas en tal condición. Respecto del grupo de edad de 0 a 17 años, la tasa de pobreza en la región pampeana alcanzó el 42,96%, indicando esto que en dicha región viven 3,5 millones de niños y adolescentes en condiciones de pobreza (Cuadro N°9).
 
En el caso de la región de Cuyo, la tasa de pobreza para la población total ascendía, al primer semestre de 2018, al 25,7%, es decir, 967 mil personas. En el grupo de edad de 0 a 17 años, la tasa de pobreza en la región cuyana crece al 37,75%, indicando esto que 365 mil niños y adolescentes son pobres al primer semestre de 2018.
 
En relación a la región Noreste, la tasa de pobreza mostraba un valor de 30,01% al primer semestre de 2018, significando esto que 1,23 millones de personas viven en un hogar en el cual los ingresos no alcanzan para consumir una canasta básica total. Cuando se considera a la población de 0 a 17 años, la tasa de pobreza en niños y adolescentes en la región cuyo alcanza 42,52%, significando esto que en la región mencionada había 584 mil niños y adolescentes pobres.
 
Respecto de la región Noroeste, al primer semestre del año 2018, un 29,44% de la población total vivía por debajo de la línea de pobreza, indicando este porcentaje que 1,63 millones de personas estaban en condición de pobreza en esta región. Si tenemos en cuenta el subconjunto de la población constituido por niños y adolescentes (0 a 17 años de edad), 755 mil personas vivían bajo la línea de pobreza en la región Noroeste.  La tasa de pobreza en este grupo de edad ascendía al 41,97% en dicha región.
 
Por último, en la región patagónica la tasa de pobreza calculada sobre la población total era de 21,62% al primer semestre de 2018, esto implica que 537 mil personas eran pobres en esta región en el período citado. Si el cálculo de la tasa de pobreza se efectúa en el rango de edad de 0 a 17 años, ésta alcanzaba al 30,90% del total de los niños y adolescentes, significando que 234 mil niños y adolescentes vivían en un hogar que no obtenía ingresos suficientes para consumir la canasta básica total.

La incidencia de la indigencia en las regiones del país
 
Al primer semestre de 2018en la región Pampeana existían 1,59 millones de personas en condición de indigencia, representando esto una tasa de indigencia del 5,45 %. Mientras que en el rango de edad de 0 a 17 años en la región pampeana existían 753 mil personas que pertenecían a un hogar con ingresos insuficientes para consumir una canasta básica alimentaria, significando esto una tasa de indigencia de 9,21% (Cuadro N°10).
 
En la región de Cuyo, la tasa de indigencia para la población total era de 3,14% de la población total y esto representa a 101 mil personas indigentes en dicha región. Además, en la franja de niños y adolescentes la tasa de indigencia al primer semestre de 2018 era de 4,97% en la región Cuyo, lo que implicaba que en esa región residían 48 mil indigentes en ese rango etario.Por su parte.
 
Respecto a la región Noreste, presentó una tasa de indigencia en la población total del 4,31%, significando esta razón 117 mil personas en tal condición, mientras que, en el caso de la franja de edad de niños y adolescentes, 7,38% pertenecía a hogares con ingresos insuficientes para comprar una canasta básica alimentaria. Esto implica que, en el primer semestre de 2018, en la región noreste residían más de 101 mil personas de entre 0 y 17 años en condición de indigencia.
 
En la región Noroeste la tasa de indigencia para la población total fue de 3,72%, es decir, que al primer semestre de 2018 había 206 mil indigentes en tal región. En niños y adolescentes, la tasa de indigencia alcanzó el 5,5% en la región Noroeste, representando esto a 99 mil personas en tal condición.
 
Por último, en la región Patagonia la tasa de indigencia medida como proporción de la población total alcanzó el 2,27%, es decir alcanzó a 56 mil personas. Si la población de referencia es el grupo de 0 a 17 años, la tasa de indigencia de la región patagónica fue de 3,53% al primer semestre del año 2018, representando esto acasi 27 mil niños y adolescentes que pertenecen a un hogar que no tiene ingresos suficientes para poder comprar una canasta básica alimentaria.

Se puede leer el informe completo en este link

Autor: CIPPES
Año: 2018
SUSCRIBITE PARA MÁS INFORMACIÓN
TODA LA INFORMACIÓN QUE BUSCÁS